25 agosto 2006

Los diez venenos más poderosos

Los diez venenos más poderosos, ingeridos o inhalados:

  1. Toxina botulínica, ingerida. El sistema nervioso falla completamente y mueres entre dolores terribles. Curiosamente se usa en tratamientos de estética bajo el nombre de botox
  2. Ricina, ingerida o inhalada. Muerte por fallo respiratorio y de tus órganos internos.
  3. Ántrax, inhalado. Puedes morir por contacto con tu piel, pero lo peor es cuando lo inhalas: empieza con una gripe que no se cura y termina cuando tu sistema respiratorio se colapsa.
  4. Sarin, inhalado. Originalmente diseñado como un pesticida, basta con respirar un poquito para que tu boca se llene de espuma y que caigas en un coma y mueras.
  5. Tretrodotoxina, ingerida. Es la que contiene el fugu, y resiste al cocinado. Parálisis y muerte en menos de seis horas.
  6. Cianuro, ingerido o inhalado. Existe en numerosas formas en la naturaleza y además es muy fácil de fabricar. Ataques, paro cardíaco y muerte en unos minutos.
  7. Mercurio, inhalado. Su vapor ataca el cerebro, terminando con el sistema nervioso central, y los pulmones.
  8. Estricnina, ingerida o inhalada. Otro pesticida que no es que sea especialmente venenoso, pero provoca una muerte bastante espantosa haciendo que todos tus músculos sufran fuertes espasmos hasta que mueres por agotamiento.
  9. Amatoxina, ingerida. Presente en ciertas setas, destruye tus riñones e hígado en cuestión de días de forma dolorosísima, y estás consciente durante la mayor parte del proceso, hasta que entras en un coma y mueres.
  10. Compuesto 1080, ingerido o inhalado. Otro pesticida, sin olor, sin sabor, soluble al agua, bloquea el metabolismo celular, provocando una muerte rápida aunque dolorosa.

2 comentarios:

Demonio Flatline dijo...

Muy, pero que muy interesante. Me gustaría apuntar algo que nos contó una vez un profesor de la facultad de biología: El mercurio se absorbe por la piel... ¿quien no ha jugado de pequeño con las pequeñas gotitas de mercurio de un termómetro roto? Nos contó que jugar de este modo con el mercurio es una de las cosas más perjudiciales que puede hacer un niño (claro que beber cianuro es peor). Afortunadamente cada vez se ven más los termómetros electrónicos.

Otra cosa graciosa es la creencia popular de que las cosas "naturales" no hacen daño. "No pasa nada, está hecho de ingredientes 100% naturales..." pues bien la cicuta, por poner un ejemplo es 100% natural... hazte un zumito de cicuta a ver que pasa... Igualmente, cuando los anuncios dicen: "100% natural y sin efectos secundarios" normalmente no tiene ni efectos secundarios no no secundarios.

Por último, y hablando de venenos, recuerdo una frase dicha por un querido compañero de entrenamiento uno de los días que más me reí en toda mi vida: le dijo a una chica "Niñaaa, eres másss fea que la etiqueta de un bote de veneno!!!..."

Tealdog dijo...

Hablando de Sócrates ayer, este acató su condena a muerte bebiendo un "Zumo de Cicuta" 100 por 100 natural. Le debió de sentir como un rayo porque no se levantó del sitio.
El tal Sócrates era todo un guerrero; condecorado en distintas batallas, hasta salvó la vida de un general (era algo así como su ligue...)y un gran conversador; decían que era un gran bebedor también y que nadie le podía.
Le condenaron porque sus ideas "corrompía a los jóvenes", o eso decían los dirigentes, eran ideas peligrosas para el gobierno. Su condena real fue el ser ejecutado, obligado a ingerir cicuta o ser desterrado. Sócrates, por sus ideas se debía al pueblo y el desterrarse era algo así como ir en contra de sí mismo y prefirió acatar la Ley eligiendo la Cicuta: como él dijo "Peor hubiera sido de no haber Ley"